“Qué noticia triste. Perdí un gran amigo y el mundo perdió una leyenda”, afirmó el tres veces campeón mundial y considerado por muchos como el mejor futbolista del mundo en un mensaje que publicó en las redes sociales para lamentar la muerte del astro argentino.

“Aún queda mucho por decir, pero por ahora, que Dios dé fuerzas a los miembros de la familia”, expresó.

Además, finalizó con una frase que conmovió a los hinchas: “Un día espero que podamos jugar juntos a la pelota en el cielo”.