Lo que muchos conductores no saben es que conducir un vehículo en estas condiciones es un delito penal. Hasta 4 años de prisión y una multa de hasta 50 salarios mínimos podría pagar una persona que conduzca mientras tiene la licencia de conducción suspendida, en la mayoría de los casos por embriaguez.

Por acumular dos comparendos en menos de seis meses, por cualquier tipo de infracción de tránsito, un conductor queda automáticamente con su licencia suspendida, algo que no todos saben.

Muchos no tienen conocimiento de esta medida, y lo peor, es que si usted es sorprendido manejando con el pase o la licencia de conducción suspendida puede, incluso, ir a la cárcel.

La ley que ha cogido a más de un conductor con total desconocimiento ha causado ira entre los conductores y los familiares, en especial, por las medidas que han tomado los policías de tránsito,  al punto de llevar esposados a quienes quedan arrestados.

Las estadísticas suman alrededor de 33.000 conductores capturados este año en Bogotá.

“Si una persona es requerida por un agente de tránsito, en el momento que se encuentra manejando un vehículo, y ha cometido dos o más infracciones en los  6 últimos meses,  tiene la licencia suspendida e inmediatamente se procede a la captura en flagrancia por fraude a resolución judicial o administrativa y es dejado a disposición de la autoridad competente en este caso la fiscalía general de la nación.” Declaró el Director  de la Policía de Tránsito y Transporte.

Las personas no se deben dejar engañar por tramitadores, ni por gente inescrupulosa que le ofrecen al conductor eximirlo de la suspensión de la licencia. Hay que recordar que una vez esa suspensión es notificada en el RUNT ya está en firme.