La ciudad ya cuenta con el terreno en el que funcionará la segunda planta de tratamiento de residuos orgánicos, con la cual se busca fomentar los procesos de aprovechamiento para reducir los residuos que se entierran en Doña Juana. La Unidad Administrativa de Servicios Públicos- UAESP y la organización de recicladores MYM Universal inauguraron la planta ubicada en la localidad de Usaquén.

«Vamos a apoyarlos para que este proceso de aprovechamiento sea una realidad, aquí vamos a mejorar técnicamente el procesamiento de orgánicos, vamos a hacer algo distinto de lo que estamos haciendo en Mochuelo mediante la inyección de tecnologías modernas y contemporáneas”, señaló Álvaro Parra, subdirector de Aprovechamiento de la entidad.

La planta de aprovechamiento producirá abono orgánico para el sector agropecuario, tierra nueva para la recuperación de los suelos en la ciudad y proveerá a las entidades del Distrito que lo requieran con abono de alta calidad, todo de la mano de los recicladores de oficio de MYM Universal, organización que cuenta con 680 asociados y que administrará la planta.

“Todo el grupo de la UAESP ha volcado todo su esfuerzo para que ustedes también cuenten con nosotros, sabemos los esfuerzos que han hecho y cómo nos ayudan a solucionar un problema de la ciudad. Tenemos el terreno en la localidad de Usaquén que nos va a permitir trabajar este tipo de residuos de la mano con comunidades como los recicladores”, aseguró Luz Amanda Camacho, directora de la entidad.